fbpx

Historias en LTdA. Cap 8: «El viaje de la Tetera»

Siguiendo con un mes de Marzo, donde nos ha venido la primavera, donde nos viene la Semana Santa, pero que desde La Tetera de Arganda, hemos querido dedicar a nuestra querida Tetera. En la entrada anterior os habíamos dejado un cuento muy conocido que tiene a una tetera como protagonista, PINCHA AQUÍ si no lo has visto o si quieres recordarlo. Hoy os traemos más cosas sobre las Teteras, toda su historia y el recorrido que ha tenido hasta llegar a Arganda del Rey.

Os dejamos el capítulo número 8 de estas Historias en La Tetera de Arganda, descárgatelo ya


Sus orígenes

Se piensa que el origen de las teteras viene de China, allá por el siglo XIV, donde descubren las propiedades que tienen la hojas del Té, esas hojas se servían en agua caliente, pero se dieron cuenta que no mantenía el calor durante mucho tiempo, entonces empiezan a utilizar recipientes y los tapaban para que así mantener durante más tiempo la temperatura de la bebida. Ese recipiente lo fueron evolucionando hasta crear las primeras teteras.

Las primeras teteras eran de arcilla por la porosidad que tenían para mantener el sabor y la fragancia del té, pero aunque las lavaban con agua y dejaban secar, no podían usarlas con otros tés o bebidas para no mezclar esos sabores. Poco a poco fueron evolucionando, las modificaron hasta tener su boquilla de salida, su asa o tapa, incluso los filtros que eran telas. Varias dinastías tuvieron mucha influencia sobre la evolución y reconocimiento posterior de las teteras, aunque la dinastía Ming fue la primera en usarla, la dinastía Sung mejoró su estructura gracias a su famoso barro de la zona de Yixing, no fue hasta la dinastía Qing donde la tetera tuvo su época dorada, fueron los que impulsaron su exportación a otros países.

El primer país que conoció la tetera fuera de China, fue Rusia, a parte de su cercanía al país asiático, se cuenta que fue en una visita diplomática de altos cargos rusos, quienes fueron obsequiados a su llegada con un té y quedaron tan maravillados, que no dudaron en llevarlo a su país para luego venderlo como articulo de lujo. Así la tetera inicia su viaje por toda Europa, donde llegaron hasta Portugal, pasando por Holanda o Alemania que también tuvieron cierta influencia sobre las teteras, ellos las hicieron de varias formas y tamaños, pero no fue hasta llegar a Inglaterra, donde ya comenzaron a fabricarlas con otros materiales como la porcelana, allí también se empezó a trabajar estas tetera con plata, consiguiendo tener fama mundial, ni que decir tiene, que estas teteras eran muy valoradas y con un coste muy elevado, solo alcanzable para el alto linaje o realeza.

Los ingleses, no solo se quedaron en eso, el té caló de tal forma en la sociedad británica que actualmente forma parte de su historia, han creado la hora del té (pasa ellos las 17:00). Incluso son los ingleses los que ahora exportan teteras a China, gracias a la belleza de sus creaciones por los más ilustres orfebres ingleses.

En todo este largo camino, cada localidad, cada país ha ido adaptando la tetera a su cultura, a sus tradiciones dándolas unas formas o detalles que las hacen fáciles de identificar, como los dibujos de letras chinas que solemos ver en muchas de ellas, o dibujos de dragones u otros símbolos de su cultura que les caracterizan o los característicos detalles de las teteras fabricadas eb finas porcelanas francesas o británicas. Su evolución hasta la actualidad, han hecho que las teteras se estén fabricando en multitud de materiales, siendo los más comunes la porcelana, el cristal o de diferentes metales como el hierro gracias a su resistencia al calor. Se ha aprovechado las novedades tecnológicas para adaptarlas a las actuales vitrocerámicas o placas de inducción. Porque si algo no ha cambiado, es la forma de preparar el té, calentando agua sin llegar a hervir para infusionarlo un tiempo determinado, dependiendo del tipo de té, para luego servirlo desde nuestra querida tetera a sus tazas o vasos correspondientes.

Tipo de Teteras

Como hemos venido diciendo, la evolución ha llegado a la tetera para conseguir diferentes modelos, diferentes materiales y diferentes capacidades, desde individuales, hasta teteras de gran volumen para reuniones mas concurridas. Podemos destacar varios modelos y debemos conocer sus propiedades, beneficios y limitaciones a la hora de adquirir una y como usarla.

  • Tetera de barro o arcilla: estas teteras se pueden usar directamente sobre un fuego natural para calentar el agua y luego infusionar el té. Mantienen mejor el calor, es más complejo controlar que el agua no llegue a hervir y no son aptas para la vitrocerámica o inducción.
  • Tetera eléctrica: básicamente son hervidores de agua, no suelen tener filtros para depositar el té y lógicamente depende de un consumo eléctrico como única fuente de calor, pueden ser mas complicadas de limpiar.
  • Tetera de hierro fundido: son las mas usadas gracias a que se pueden usar en fuego, vitrocerámicas y placas de inducción, un truco para saber si son aptas, es poner sobre la base de la tetera un imán, si se pega, sabemos que son aptas para vitro o inducción. Suelen tener incorporado filtro para depositar el té, mantienen muy bien el calor, suelen ser robustas pero algo pesadas y en su mantenimiento hay que tener cuidado, ya que pueden tener tendencia a la oxidación.
  • Teteras de cristal: las mas elegantes y delicadas, destacan por su belleza al servir el té, pero no permiten contacto directo con ninguna fuente de calor, son las únicas que se pueden meter en el microondas para calentar el agua para presentarlas en la mesa y son muy frágiles.
  • Teteras de porcelana: al igual que las de cristal muy elegantes, suelen tener una gran variedad gracias a su decoración exterior, no se recomienda contacto con fuentes de calor y se debe calentar el agua por separado. Suelen venderse con sus tazas a juego para hacer conjuntos realmente preciosos.
  • Teteras de acero inoxidable: también se pueden usar en vitrocerámicas y placas de inducción, con el mismo truco para saber si son aptas que las de hierro fundido. De diferentes formas y colores las hacen mas atractivas a gran parte del público, siempre suele haber un estilo de tetera para cada uno.

Mantenimiento de las Teteras

Aunque cada material del que esta creada la tetera requiere un tratamiento y cuidado diferente, si hay una serie de consejos que son útiles para todas ellas:

  • Antes de usarla por primera vez, enjuáguela con agua caliente.
  • Nunca use jabón para limpiarla.
  • Deje la tetera expuesta al aire para que se seque.
  • Evite exponerla directamente al fuego.
  • Cuando use un plato caliente mantenga baja la temperatura.
  • No deje té o agua durante largo tiempo dentro de la tetera.
  • Seque la tetera después de cada uso con una tela limpia.
  • Evite el contacto de la tetera con aceite o con sal.
  • No trate de acelerar el proceso de enfriamiento de la tetera.
  • Evite poner utensilios de la cocina dentro de la tetera para evitar rayones.
  • Nunca use la tetera en el microondas (salvo las de cristal).

Todo este proceso, toda la vida que durante siglos a tenido la tetera para llegar a ser como actualmente la conocemos, nos hace pensar, la de cantidad de anécdotas que se habrán producido en torno a ella, la de acuerdos importantes que ha podido ver una tetera en primera persona encima de la mesa. Ahora que la tienes tan cerca, tan accesible en nuestra tienda, ¿por qué no seguir llenando momentos bellos e importantes alrededor de una tetera?.

No te las pierdas, puedes verlas AQUÍ , elige entre los diferentes modelos que tenemos y te la llevamos a casa si tu quieres. Para ti, para regalar o para coleccionar, solo queda disfrutar de ellas.

Hasta la próxima entrada, os esperamos, ser FELICES

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.